¡Que viva el rey de la ópera, el mexicano Javier Camarena!

January 12, 2020

 

 

Como parte de su temporada de aniversario, el próximo 18 de enero el telón del magnífico Teatre del Liceu se abrirá de par en par para dar la bienvenida a una de las voces más icónicas de nuestros tiempos. Una voz que canta y enamora, como no podía ser de otra forma, con acento mexicano. La voz del tenor Javier Camarena. Han pasado veinte años desde que el mítico foro de la Rambla barcelonesa reabriera sus puertas tras el trágico incendio que casi lo destruye por completo. Con la potente voz de Camarena en su escenario, el Liceu volverá seguramente a arder, aunque en un sentido figurado. Arderá en aplausos, como lo han hecho el Lincoln Center neoyorquino, la Ópera Bastille parisina, el Teatro Real madrileño o el Covent Garden londinense, ante los pies del Rey.

 

Sea con la Fille du régiment de Donizetti o con I puritani de Vincenzo Bellini, el tenor Javier Camarena ha sabido ganarse, a pulso, a los públicos más exigentes a ambos lados del Atlántico desde su despuntar hace una década en la ópera de Zurich. Pocas voces del mundo de la música clásica en nuestros tiempos han tenido tan hondo calado como la del nativo de Xalapa, Veracruz. Y pocos embajadores del poder suave mexicano tienen la investidura de Camarena.

 

Apenas en noviembre de 2019 recogía en el regio Teatro Real de Madrid media hora de aplausos durante la gala anual del recinto y repetía la famosísima aria “Una furtiva lágrima” de la ópera L’elisir d’amore tras un insistente público que se le rendía en aplausos. Hazañas no disímiles a las alcanzadas por su mágica voz en escenarios de toda Europa y de los Estados Unidos. Con su regreso al Liceu y sus posteriores recitales en San Sebastián, Oviedo, Málaga y Valencia, Javier Camarena engrosará su corte española y cosechará, seguramente, muchos más aplausos y loas. No solo por las novedades en el programa que incluirán composiciones de Verdi, Donizetti y Bellini, y que serán acompañadas por el magnífico piano del también mexicano Ángel Rodríguez, sino por el imparable dominio de su caja toráxica que adelanta desde ya su inclusión en el olimpo de los tenores líricos del siglo veintiuno.

 

El triunfo de Camarena en la ciudad Condal, en Madrid, en la capital asturiana o en la de la Comunidad Valenciana, es también, sin duda alguna, el triunfo de México. Una conquista a la inversa de oídos y corazones que tiene en la música una de sus aristas menos exploradas. Cierto es que el universo musical mexicano se ha visto enriquecido durante décadas por el aterrizaje americano de grupos, propuestas y voces que han llegado desde todos los rincones de España, desde los Churumbeles y las zarzuelas a Mecano, Mónica Naranjo, Rocío Dúrcal y Plácido Domingo. Pero igual de cierto es que la historia musical de España no podría entenderse sino fuera por la influencia que en ella han siempre tenido los acordes y sones llegados desde la otra orilla del Atlántico; y de los que ahora forma parte indeleble Javier Camarena.

 

Desde el archipiélago canario hasta los pueblos gallegos y desde la costa brava catalana hasta la meseta castellana, la música ranchera, interpretada por Pedro Infante o Jorge Negrete; y los boleros, cantados por tríos o compuestos por Agustín Lara formaron parte durante buena parte del siglo pasado de la formación musical de todo español. Su sensibilidad y romanticismo, su inevitabilidad emocional están marcadas en la memoria de muchos abuelos españoles. Años después pasó lo mismo, acabada la dictadura y restablecidas las relaciones diplomáticas entre ambos países, con Luis Miguel, el grupo Maná o Alejandro Fernández. Hoy, en voz de Javier Camarena, la virtuosidad musical de México demuestra no solo que trasciende estereotipos de mariachi y guitarrón sino que tiene la capacidad de enamorar a aquellos oídos que ufanos se hubiesen negado hasta ahora a escuchar el sentir mexicano.

 -----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Diego Gómez Pickering es corresponsal para África Subsahariana del semanario mexicano Proceso. Es diplomático, periodista y escritor. Doctorando en Diplomacia y Relaciones Internacionales por Euclid Univesity y maestro en Desarrollo Cultural por la Universidad de Columbia en Nueva York, EE.UU. su libro más reciente es Diario de Londres (Taurus, 2019). Este artículo es una colaboración especial para el Observatorio de México en España.

 

Share on Facebook
Please reload

Entradas destacadas

Becarios Conacyt en España

March 22, 2020

1/5
Please reload

Entradas recientes

January 22, 2020

Please reload

Archivo