• Margarita Morales

De México a España y viceversa: Martín Luis Guzmán: ‘el Generalito’


En los años que vivió exiliado en Madrid era conocido como “el Generalito”, por su pasado revolucionario, gracias al cual tuvo una interesante trayectoria como periodista y escritor, no sólo en México sino también en Estados Unidos y España.


En este país escribe artículos para revistas y periódicos y publica sus libros más importantes: “La querella de México (1915, el primero de su bibliografía) y las famosas obras “El águila y la serpiente” (1928) y “A la sombra del caudillo” (1929), al igual que otras novelas alusivas a la Revolución Mexicana.


Hablamos esta vez de Martín Luis Guzmán Franco (Chihuahua, 6 de octubre de 1887 - Ciudad de México, 22 de diciembre de 1976) periodista, escritor y diplomático, a quien se le considera el máximo exponente de la novela de la Revolución Mexicana junto con Mariano Azuela, y cuya personalidad y obra lo ubican como un “político liberal, periodista de combate y novelista de fondo histórico”.


Guzmán Franco, abogado de profesión, vive en carne propia el movimiento revolucionario cuando, como coronel, se une en 1914 a las tropas de Pancho Villa, a quien asesora en algunas estrategias.


De esta experiencia recoge impresiones y vivencias que posteriormente plasma en varias de sus obras. Ese mismo año es encarcelado. Una vez libre – obligado por las circunstancias– se exilia en España, donde escribe artículos para la prensa local que reflejan el suceso mexicano de la revolución y publica su primer libro.

Sin embargo en 1916 emigra a Estados Unidos y permanece ahí hasta 1920. Se establece en Nueva York y funda “El gráfico”, una revista en español. Al mismo tiempo sigue colaborando en publicaciones como la revista Universal.


Los artículos publicados en estos medios los recopila en su segundo libro “A orillas del Hudson”, editado en 1920. Este mismo año deja Estados Unidos, regresa a México y en 1922 incursiona en la política convirtiéndose en diputado nacional hasta 1924.


Siendo muy joven, muestra ideales políticos, se identifica y sigue a Francisco I. Madero en su lucha contra la dictadura de Porfirio Díaz, así como a Villa en su revolución. Estas experiencias las convierte en obras que fueron reconocidas con varios galardones, como el Premio Nacional de Ciencias y Artes en Literatura y Lingüística; el premio Manuel Ávila Camacho y el Nacional de Literatura de México, en 1958.


Como diplomático, Guzmán Franco desempeña un puesto en el consulado de México en Phoenix, Arizona, y como periodista es muy activo ya que funda periódicos, revistas semanales e incluso compañías de publicidad. Uno de ellos es el diario vespertino El Mundo, fundado en 1922.


En su segunda estancia como exiliado en Madrid, en 1925, escribe en diarios como El Sol, La Gaceta Literaria, La Voz Nueva y El Debate, donde lo bautizan como “el Generalito”.


Las obras de la Revolución


El libro “El águila y la serpiente” guarda una historia curiosa. Fue publicado por la editorial Aguilar en junio de 1928. El título inicial lo escoge el autor: “A la hora de Pancho Villa”, pero su editor le hace ver la inconveniencia política del nombre y la repercusión que tendrá al momento de venderse.

Ante esta situación, Guzmán Franco cambia el título en recuerdo y como homenaje al escritor valenciano, Vicente Blasco Ibáñez, muerto en enero de ese mismo año, quien se refería a México como “el país del águila y la serpiente”, además de que su libro, “Los cuatro jinetes del Apocalipsis” representaba “un canon en la literatura de guerra”.


La obra tuvo una gran acogida gracias a la difusión de artículos de análisis de la prensa y revistas españolas, pero tuvo un tropezón cuando Guzmán Franco envía el libro a su amigo, el poeta y pensador regiomontano, Alfonso Reyes, quien en ese entonces era embajador de México en Argentina.


El humanista y diplomático le envió una larga lista de fe erratas, mismas que el autor corrigió para la segunda edición que salió en diciembre de 1928. Esta segunda publicación fue considerada por el semanario “Estampa” como “el suceso literario de 1929 en España”.


La novedad literaria se extiende rápido en países de habla hispana y en algunos europeos se traduce, pues se trata de “un testimonio crudo del México revolucionario”. Sin embargo en México la recepción no es la misma. Poco se difunde y poco se habla del libro en la prensa.


A este obra le sucede “La sombra del caudillo”, publicado también en 1929 por la casa Espasa-Calpe, que recoge sucesos acontecidos en México después de la Revolución y luego de haber sido asesinados Francisco I. Madero, Pancho Villa, Emiliano Zapata y Venustiano Carranza. Después escribe y publicas las obras “Memorias de Pancho Villa” (1940) y “Muertes históricas” (1958).


“La sombra del caudillo” se prohíbe en México durante varios años. El director de cine, Julio Bracho, filma la película en 1960, pero los gobiernos en turno la vetan, hasta que la administración de Carlos Salinas de Gortari autoriza su exhibición en 1990, es decir 30 años después.


La larga trayectoria de Martín Luis Guzmán en el sector de la prensa, le lleva a fundar uno de sus proyectos más importantes: el semanario “Tiempo” que dirige de 1942 hasta su muerte, en 1976, siendo considerada una de las mejores revistas político literaria de América.


Fue embajador de México ante las Naciones Unidas, de 1953 a 1958, además de ser senador de la República en 1970 y en 1959 se convierte en titular de la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos (Conaliteg), cuando esta se funda en 1959, cargo que ejerce hasta sus últimos días.


Martín Luis Guzmán es uno de esos personajes mexicanos que, por circunstancias de ideología, se vio obligado a emigrar varias veces, sin dejar de difundir sus experiencias a través de la palabra escrita, de uno de los sucesos más representativos de la historia mexicana, como fue la Revolución de 1910.

__________________________________________________________________________________________

Margarita Morales es periodista y editora mexicana con experiencia en medios tradicionales y digitales, gestión de redes sociales, contenidos para blogs y realización de páginas web. Reside en Valencia, España.

161 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo